Fieles, acudid, marchando gozosos,

Venid, venid a Belén.
Contemplad al rey de los ángeles, que ha nacido.

Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

Que cante ahora: "¡ió!"el coro de los ángeles,

Que cante ahora la corte celestial:

"Gloria a Dios en las alturas".

Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

Del eterno Padre el eterno esplendor

Veremos bajo el velo de la carne:

A Dios Niño envuelto en pañales.
Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

Así, para ti, que hoy has nacido,

Jesús, sea la gloria,

Tú, del Padre eterno Palabra hecha carne.

Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

Dios de Dios, Luz de Luz,

Gesta el vientre de una virgen,

Dios verdadero, engendrado, no creado.

Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

¡Mirad! Los pastores, dejado el rebaño,

A la cuna corren, llamados, humildes:

Pues también nosotros, alegres, vayamos.

Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

Guiados por la estrella los magos adoran

A Cristo y le ofrecen oro, incienso, mirra.

Al Niño entreguemos nuestros corazones.
Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

Al que por nosotros yace sobre el heno,

Pobre, confortemos con tiernos abrazos.

A quien así ama ¿cómo no amaremos?

Venid, adoremos, venid, adoremos,

Venid, adoremos al Señor.

 

 

 

 

 

 

Texto latino

Antología latina

Traducción literal

Inicio